El Ministerio de Desarrollo Humano realizó una nueva entrega de insumos a Centros de Atención Familiar (CAF – Merenderos) de localidades del departamento Ledesma, para que continúen brindando el servicio de merienda a personas en situación de vulnerabilidad, respetando los protocolos sanitarios teniendo en cuenta esta situación de emergencia epidemiológica por la que atraviesa la provincia.

79 CAFs de Yuto, El Bananal, Caimancito, Calilegua, Libertador General San Martín y Fraile Pintado fueron visitados durante las jornadas del jueves y viernes por autoridades y personal de la cartera provincial, quienes distribuyeron directamente la mercadería a cada centro de acuerdo a la cantidad de personas que asisten los días de atención y modalidades declaradas por los referentes de los mismos.

En este sentido, las autoridades del Ministerio señalaron que la entrega de insumos se realiza todos los meses de forma individual a cada centro, con el objetivo de garantizar este refuerzo alimentario a los sectores más vulnerables de la provincia, que necesitan el apoyo del Estado.

Los centros a los que se asisten en esta zona son de comunidades indígenas, de organizaciones sociales como “Movimiento Evita”, “Corriente Clasista y Combativa (CCC)”, “Barrios de Pie”,  “Llanka Maki”, “Corriente del Pueblo” y de otras instituciones civiles.

En relación a la Emergencia Epidemiológica por coronavirus (COVID 19), si bien estos centros fueron creados como espacios de contención que buscan fortalecer los vínculos familiares, ante esta situación de pandemia, lo que se busca es respetar las medidas preventivas establecidas por el Comité Operativo de Emergencias (COE) Provincial, para evitar la propagación de la enfermedad.

Por este motivo, la recomendación realizada a las personas referentes de cada CAF es suspender las actividades sociales, extremar las recomendaciones sanitarias y preparar la merienda para que padres, madres o tutores sean quienes la lleven a sus casas en recipientes cerrados desinfectados, respetando el distanciamiento, tomando los recaudos necesarios, para no romper con el aislamiento social preventivo obligatorio y evitar así posibles contagios.