Tag Archives: Humedales



En la agenda ambiental, el 2 de febrero se celebra en todo el planeta el día de los humedales, actividad promovida por la Convención de Ramsar, un tratado internacional en pro de la conservación y uso racional de los humedales y sus recursos. Con 170 países que forman parte de la convención y 2.339 humedales anexados como “sitios Ramsar”, se conservan en el planeta más de 250 millones de hectáreas pensando en las generaciones futuras.

Imagen 01 b

Los humedales son áreas donde se acumula el agua o se inundan en algunos períodos. Estos ambientes se caracterizan no solo por la alta diversidad biológica que contienen, sino también por la gran cantidad de beneficios o “servicios ecosistémicos” que brindan a la humanidad como, por ejemplo, el suministro de agua dulce y alimento a las poblaciones, el control de crecidas, la recarga de aguas subterráneas y la mitigación del cambio climático al absorber grandes cantidades de dióxido de carbono, el cual es el principal responsable del efecto invernadero.

En nuestro país entró en vigencia la convención Ramsar en 1992. Desde allí hasta la fecha, se han incorporado 23 sitios en el mundo sumando más de 5 millones de hectáreas comprometidas con el uso sostenible de los humedales. En Argentina, la mayoría de los sitios Ramsar se encuentran en la región norte y están asociados a valles de ríos, depresiones de terreno o al pie de sierras y montañas.

Los Sitios Ramsar de Jujuy

En Jujuy son dos los Sitios Ramsar: la Laguna de los Pozuelos, designada en junio de 1992 con 16.224 ha; y la Laguna de Vilama, designada en septiembre de 2000, que anexó 157.000 ha al sistema de sitios Ramsar.

En ambos casos se trata de espejos de agua que se forman en el altiplano puneño a partir de cuencas endorreicas (sistemas hídricos que no tienen salida al mar) y conforman verdaderos oasis en extensas zonas áridas que suele congregar numerosas especies de flora y fauna altamente adaptada.

Se destacan los coloridos flamencos en una variedad de tonos que van del rosa pálido al carmesí que irrumpen en la monotonía del paisaje andino y configuran un espectáculo digno de presenciar.

Los otros humedales de Jujuy

Fuera de los sitios declarados Ramsar, la provincia por sus características geográficas y formaciones geológicas contiene muchísimos humedales que no están designados como tales, pero igualmente son altamente importantes a la hora de conservarlos porque cumplen con todos los servicios ecosistémicos de los sitios Ramsar.

Compartiendo características similares a nuestros sitios Ramsar, se encuentran pequeñas lagunas asociadas a los glaciares de escombro que se distribuyen sobre el Este de la provincia y a partir de ellos se forman las vegas altoandinas, un tipo de humedal que es sitio de pastoreo tradicional de los camélidos sudamericanos y, en algunos casos, de ganado doméstico. Esta última practica es necesaria controlarla, dado que en las últimas décadas el sobrepastoreo ha afectado negativamente la funcionalidad de estos humedales, transformándolos -en el peor de los casos- en zonas desiertas.

Hacia el Oeste de la Provincia, donde predominan las zonas boscosas y selváticas, los humedales también están presentes. Un ejemplo claro, es el complejo de Lagunas contenidas por el Parque Provincial Potrero de Yala, estas durante siglos han sido el sustento natural de numerosas poblaciones cercanas, incluyendo a San Salvador de Jujuy. Además, el parque en si conserva una alta diversidad de formas de vida al que se le suman también altos valores escénicos y culturales.

Monitoreando la salud de nuestros humedales

Todos los inicios de año, el Ministerio de Ambiente de Jujuy se suma a una iniciativa regional e internacional promovida por el Grupo de Conservación del Flamenco Altoandino (GCFA), que consiste en realizar los censos anuales de flamencos y otras especies de aves que habitan el complejo de Lagunas de Vilama-Pululos y la Laguna de los Pozuelos en nuestra provincia. El censo se hace en forma simultánea con las provincias de Salta y Catamarca en nuestro país, y los países hermanos Chile, Bolivia y Perú. Este monitoreo, que está próximo a realizarse, en cierta medida arroja el estado de salud de las lagunas altoandinas como ecosistemas.

Imagen 02 Imagen 03 Imagen 04

«Humedales para un futuro urbano sostenible”, es el tema elegido este año para conmemorar el Día Mundial de los Humedales, el próximo 2 de febrero.

humedales

Los humedales son ecosistemas de enorme importancia ecológica, económico, social y cultural que deben ser tenidos en cuenta para el diseño y ejecución de políticas ambientales y de desarrollo. Según la Convención de Ramsar, se consideran humedales no sólo aquellos cuerpos de agua naturales tales como lagos, ríos, pantanos, pastizales húmedos, entre otros accidentes geográficos que reservan agua, sino  también aquellos de origen antrópico como arrozales, estanques, diques o toda otra estructura que sea considerada como construcción artificial que también acumulen agua.

Los humedales son altamente biodiversos y muy productivos, dado que suministran y purifican el agua potable, y a partir de ellos se proporcionan múltiples servicios esenciales, entre ellos, alimentos, materiales para la construcción e incluso aportan un alto valor estético, siendo muchas veces un polo turístico, recreacional e inclusive cultural.

Como ecosistemas los humedales generan el hábitat reproductivo adecuado y constituyen zonas de cría para la fauna y la flora nativa, tanto a nivel global y particularmente en nuestro territorio provincial.

Jujuy cuenta con dos zonas marcadamente distintas, las tierras bajas hacia el Este donde ríos, bañados, embalses naturales y artificiales se contrastan hacia el Oeste con las turberas, salinas y lagunas. Las especies y los paisajes se presentan marcadamente distintas en ambas partes y por ello es que a estos últimos los podemos agrupar como humedales altoandinos y son los más conocidos de la provincia.

 Los Humedales Altoandinos de Jujuy

Considerados sitios muy frágiles y con una diversidad biológica muy particular, estos humedales son hábitats bien definidos, verdaderos oasis dentro del paisaje desértico de los Andes. Están conformados por un sistema de cuencas endorreicas que incluyen lagunas y salares asociados a vegas y bofedales que pueden estar interconectados por arroyos que favorecen una alta productividad y entorno a los cuales se asentaron originalmente pueblos aborígenes dedicados a la actividad agropastoril.

La flora que se desarrolla alrededor de los humedales sirve de resguardo para una sorprendente diversidad y abundancia de avifauna con un alto grado de especialización en estos ambientes y tolerancia a las enormes variaciones térmicas. Hay concreciones temporales de aves migratorias, entre ellos las tres especies de flamencos andinos que tienen lugar de reproducción en los humedales altoandinos. Comparten el suministro de servicios ofrecidos por los humedales, mamíferos de importancia ecológica y económica como la vicuña y el guanaco. Además, es en estos ambientes semidesérticos de la puna y los altos andes, donde el recurso limitante es el agua, por lo que estos ecosistemas son cruciales para la sustentabilidad económica de los pueblos y comunidades que se asientan cercanos a los humedales.

Las Laguna de Vilama y la de Los Pozuelos son los dos sitios Ramsar que tenemos en la provincia, e integran la red de humedales a escala global incluidos entre los 2193 sitios de 168 países que han firmado la convención de Ramsar. Existen además numerosos espejos de agua de diferentes tamaños, arroyos de alta montaña y vegas que se presentan a lo largo de la extensa geografía de la Puna, muchos de ellos asociadas a los glaciares de escombro presentes en las altas cumbres provinciales.

Los Humedales del Este de Jujuy

La exuberante vegetación de las ecorregiones del Chaco y principalmente de Yungas, contrasta con los ambientes de los humedales altoandinos, sin embargo ambos tienen en común la disponibilidad de agua proveniente de los humedales. Así es que, en las zonas bajas de nuestra provincia, son los ríos, arroyos, lagunas y embalses los que integran una intrincada red de humedales que abastecen esa exuberancia de formas de vida y da sustento a la ganadería, la agricultura y los grandes conglomerados urbanos de nuestra provincia.

Un caso interesante es el Parque Provincial Potrero de Yala, conformado por un sistema natural de unas cuatro lagunas que forman parte de la cuenca del río Yala. Otro ejemplo menos conocido es la laguna La Brea, localizada cerca de la intersección de las Rutas Provinciales N° 1 y 6 en el Dpto. de Santa Bárbara, rodeada de una exuberante selva, único sitio donde se detectaron algunos de los mamíferos más raros del país, entre ellos dos especies de murciélagos.

Como contraparte, la Provincia cuenta con un sistema de humedales artificiales conformado por embalses, diques y canales que los interconectan, que integran un sistema hidroeléctrico que aporta agua de riego a la agricultura, luz y agua para consumo humano. Finalmente, la cuenca del río San Francisco, tributario del Bermejo, con una superficie de 155 de longitud constituye la cuenca más importante de la provincia  y el sistema hídrico que aporta agua a las principales ciudades de Jujuy.

La conservación de los humedales

Los humedales constituyen ecosistemas que están altamente ligados a nuestra existencia, cumplen multiplicidad de roles vitales y aportan recursos económicos y culturales, que debemos conservar.

Es  importante tener presente que los humedales son sistemas frágiles y su alteración, principalmente por su contaminación o la sobreexplotación, redunda en la pérdida de calidad de vida y rentabilidad de las actividades económicas que están estrechamente ligadas a dichos sistemas.

Dique La Ciénaga - Lic. Daniela Massere (2)Reserva Altoandina La Chinchilla- Jujuy- Crédito Fotográfico Freddy Burgos

Como cada 2 de febrero, hoy se conmemora el Día Mundial de los Humedales, y desde el Ministerio de Ambiente destacaron la importancia de revalorizar este hábitat que reporta enormes beneficios en términos ambientales y que supone una fuente de sustento para la vida en la tierra.

1

Los humedales se identifican con una amplia variedad de hábitats interiores, costeros y marinos que comparten ciertas características. Generalmente se los identifica como áreas que se inundan temporariamente, donde el agua subterránea aflora en la superficie o en suelos de baja permeabilidad cubiertos por agua poco profunda. Todos los humedales comparten una propiedad primordial: el agua juega un rol fundamental en la determinación de su estructura y funciones ecológicas.

Existen muchas definiciones del término humedal, algunas basadas en criterios principalmente ecológicos y otras más orientadas a cuestiones vinculadas a su manejo. La Convención sobre los Humedales los define en forma amplia como: “las extensiones de marismas, pantanos y turberas, o superficies cubiertas de agua, sean éstas de régimen natural o artificial, permanentes o temporales, estancadas o corrientes, dulces, salobres o saladas, incluidas las extensiones de agua marina cuya profundidad en marea baja no exceda de seis metros”. En esta definición quedan incluidos todos los ambientes acuáticos continentales y la zona costera marina.

En este sentido, la República Argentina es integrante del Convenio Ramsar y cuenta en su territorio con humedales de importancia internacional, reconocidos como sitios Ramsar. Esto significa que se intenta conservar el ecosistema promoviendo el desarrollo sustentable de estas áreas.

La Convención entró en vigor en Argentina el 4 de septiembre de 1992. Argentina tiene actualmente 22 sitios designados como Humedales de Importancia Internacional (sitios Ramsar), con una superficie de 5,625,407 hectáreas.

Jujuy, por su parte, dispone de dos sitios Ramsar: por un lado, la Reserva provincial Lagunas de Vilama en el departamento de Rinconada (Susques), con una superficie de 157.000 hectáreas; y por otro, el Monumento natural Laguna de los Pozuelos, en Yavi, con 16.224 hectáreas de superficie.

Los humedales altoandinos

Considerados sitios muy frágiles y con una diversidad biológica muy particular, los humedales altoandinos son hábitats bien definidos, verdaderos oasis, dentro del paisaje desértico de los Andes.

Están conformados por un sistema de cuencas endorreicas constituidas por lagunas y salares asociados a vegas y bofedales interconectados por arroyos que favorecen una alta productividad y entorno a los cuales se asentaron originalmente pueblos aborígenes dedicados a la actividad agropastoril.

La flora que se desarrolla alrededor de los humedales sirve de resguardo para una sorprendente diversidad y abundancia de avifauna con un alto grado de especialización en estos ambientes y tolerancia a las enormes variaciones térmicas.

Hay concreciones temporales de aves migratorias, entre ellos las tres especies de flamencos andinos que tienen lugar de reproducción en los humedales altoandinos. Comparten con ellos el suministro de servicios ofrecidos por los humedales, mamíferos de importancia ecológica y económica como la vicuña y el guanaco, entre otros animales de nuestra fauna nativa.

Además, es en estos ambientes semidesérticos de la puna y los altos andes, donde el recurso limitante es el agua, que estos ecosistemas son cruciales para la sustentabilidad económica de los pueblos y comunidades que se asientan cercanos a los humedales.

Las Laguna de Vilama y la de Los Pozuelos son dos sitios que integran la red de humedales a escala global incluidos entre los 2.193 sitios de 168 países que han firmado la convención de Ramsar.

Estos no son los únicos humedales importantes en la parte Este de la provincia, existen además numerosos espejos de agua de diferentes tamaños, arroyos de alta montaña y vegas que se presentan a lo largo de la extensa geografía de la Puna, muchos de ellos están asociadas a los glaciares de escombro presentes en las altas cumbres provinciales.

¿Por qué es importante conservar los humedales?

El agua y los humedales han desempeñado tradicionalmente un papel clave para la vida humana y han sido críticos para el desarrollo y la supervivencia de las comunidades humanas a lo largo de la historia. Por eso también representan ecosistemas con un alto valor cultural.

Los humedales brindan importantes beneficios para la humanidad. Desempeñan funciones tales como el control de inundaciones, reposición de aguas subterráneas, estabilización de costas, protección contra tormentas, retención y exportación de sedimentos y nutrientes, mitigación del cambio climático, depuración de las aguas y reservorio de biodiversidad.

Además brindan numerosos productos valiosos para la sociedad, tales como fruta, pescado, crustáceos, animales silvestres, resinas, madera de construcción, leña, cañas para construir techos y trenzar, forraje para animales, etc.

La comprensión y documentación de las múltiples funciones de los ecosistemas de humedales y de su valor para la humanidad han aumentado en los últimos años. Esto ha dado lugar al desarrollo de acciones para restaurar funciones de humedales degradadas o no desempeñadas ya por ellos, que en algunos casos tienen un enorme costo económico.

2 3 4 5 6

La Asamblea extraordinaria del Consejo Federal de Medio Ambiente pasó a cuarto intermedio hasta fines de septiembre, en Chaco, donde se reanudará para consensuar un documento que reunirá definiciones estratégicas sobre la Ley de Humedales, y que considerará el concepto, los niveles de preservación y de uso, el inventario, los recursos que se destinarán a su preservación, y los mecanismos de distribución de dichos fondos.

Asamblea extraordinaria del COFEMA que preside la Ministra de Ambiente, Inés Zigarán
Asamblea extraordinaria del COFEMA que preside la Ministra de Ambiente, Inés Zigarán


Al término de la asamblea extraordinaria que sesionó en Capital Federal con la presencia de los representantes de todas las provincias, la presidenta del COFEMA, María Inés Zigarán, titular además de la cartera ambiental de Jujuy afirmó que “conciliar la necesidad de conservación y preservación los recursos naturales y garantizar procesos de desarrollo sostenibles que garanticen la vida de las generaciones presentes y futuras, es el principal desafío que tenemos las autoridades ambientales y es lo que se juega permanentemente en los debates referidos a las leyes de presupuestos mínimos y en la política pública ambiental».

Las declaraciones que la funcionaria realiza, son a propósito del debate que en el seno del COFEMA se está dando respecto al análisis de un dictamen sobre regulación de humedales que se encuentra en la Cámara Alta del Congreso de la Nación.

En el mismo sentido señaló que desde el espacio federal ya se habían expresado en la asamblea ordinaria de Córdoba sobre humedales, a través de la Resolución N° 327. Allí COFEMA había solicitado que el proyecto de ley bajo análisis unificado en los expedientes S – 4245/15 y S – 4279/15 del Senado de la Nación sea sometido a un mayor debate de comisión, al tiempo que había requerido la apertura de un ámbito de diálogo con participación de este Consejo Federal.

En los considerandos de dicha Resolución, COFEMA había observado que el dictamen de Senado “contiene aspectos y/o puntos que necesitan mayor claridad y admiten trabajar consensuadamente en su mejora”. Entre los puntos observados, se encontraba la definición de Humedales y se solicitó que la misma incluyera los sitios RAMSAR y aquellos humedales que no se encuentran dentro de esa categoría.

Consejo Federal de Medio Ambiente.
Consejo Federal de Medio Ambiente.

“Esta propuesta se fundamenta en que existe en la República Argentina gran cantidad de humedales que no son de importancia internacional, categoría ésta que es la única protegida por la Convención Ramsar”, rezaba también el texto. Además en referencia al Inventario se propuso que la Ley ponga criterios mínimos para la realización del inventario y que el mismo sea realizado por las provincias como autoridades de aplicación (Art 124 CN), con la asistencia del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación, y de otros organismos nacionales que ofrezcan su capacidad técnica y operativa.

“Sobre los Recursos el dictamen no plantea presupuesto específico para el inventario”, explicó Zigarán refiriéndose al documento, “por eso –agregó- COFEMA propuso que se prevea específicamente asignación presupuestaria para el cumplimiento de la misma, y que la administración de tales recursos sea ejecutada por un organismo federal creado al efecto, representativo de todas las jurisdicciones que posean humedales (por ejemplo Fideicomiso)”.

En referencia a la Autoridad de Aplicación: “entendemos que el proyecto no es claro en cuanto a la utilización de los términos autoridad de aplicación y autoridad competente de manera indistinta, lo que genera zonas oscuras que admiten mayor precisión, por lo que es opinión de este cuerpo que la Autoridad de Aplicación de la Ley en virtud del Art. 41 y 124 de la CN debe ser la autoridad local”, describió la funcionaria.

Calidad acústica

Por otra parte, durante la asamblea extraordinaria, el COFEMA acordó emitir en Chaco un proyecto de declaración que le dará un guiño al proyecto de Ley de Calidad Acústica que aguarda tratamiento y que fuera promovido por la senadora Norma Morandini. Los Ministros y secretarios de Ambiente del país también señalarán algunos puntos que deberán ser resueltos en el futuro, ya sea por vía reglamentaria, legislativa o administrativa.

En Chaco además elegirán al representante de COFEMA en el Sistema Federal de Áreas Protegidas. Y paralelamente a la asamblea extraordinaria, sesionará en Chaco la Comisión de Bosques donde se analizarán aspectos técnicos referidos a la Ley 26331 y posteriormente se realizará la Asamblea de Bosques donde Jujuy llevará dos temas referidos a la distribución de los fondos de la ley, la valoración de los bosques en función de su biodiversidad y la visión intercultural que debe ser profundizada en el marco normativo, en función de los instrumentos  internacionales.