baterías de litio | Bomberos de la Provincia | prevención de incendios
CONVENIO CON LE VIENNE.

Convenio con La Vienne: Capacitación a bomberos ante incendios por baterías de litio

Los incendios que involucran baterías de litio de alto y medio voltaje ser volvieron cada vez más frecuentes, por eso bomberos jujeños aprenderán a apagarlos correctamente.

La provincia de Jujuy es uno de los polos mundiales en producción de carbonato de litio y, merced a la legislación local, la provincia tiene un encaje minero que obliga a las empresa a dejar un 5% de su producción en nuestro suelo para la producción de baterías de litio. Por ese motivo es que, a partir un convenio firmado entre nuestra jurisdicción y la provincia francesa de Le Vienne, los bomberos jujeños se están capacitando para apagar incendios que involucren baterías de litio.

Recordemos que el Tren Solar de la Quebrada, que la semana que viene será colocado sobre las vías, utiliza este tipo de sistemas de almacenamiento de energía. Asimismo nuestro país avanza hacia una legislación de electromovilidad que multiplicará los vehículos que utilizan batería de litio.

“Se está haciendo una capacitación para los bomberos y el SAME, sobre cómo actuar en caso de emergencia en un tren eléctrico. Porque hay una serie de cosas que debemos hacer cuando hay baterías de alto voltaje, como es este caso (del Tren solar de la Quebrada). Por ejemplo, en caso de un accidente, se debe aislar la batería, tenemos que asegurarnos que no haya corriente eléctrica de alto voltaje antes de accionar”, señaló uno de los capacitadores franceses.

A medida que la popularidad de los vehículos y maquinaria eléctrica siga aumentando, también aumentará el número de incendios y otros accidentes que los involucren. Por ejemplo, la mayoría de los fabricantes de montacargas, un vehículo usado comúnmente en Jujuy en fábricas y en comercios, se han alejado de las baterías tradicionales de plomo-ácido en favor de alternativas de iones de litio más potentes y eficientes. Las computadoras portátiles, tabletas, teléfonos y casi todos los demás dispositivos electrónicos portátiles también los utilizan.

Si bien las posibilidades de que una batería de iones de litio se incendie son mínimas, es importante que ser conscientes de la posibilidad y tener preparado un plan de acción si alguna vez sucede.